jueves, 25 de noviembre de 2010



En ocasiones cuando crees que te has olvidado de escribir, una exhalación te recuerda a la fragancia de tu musa, y te hace recobrar el sentido.
Como si volvieses a respirar después de que tus pulmones hubieran dejado de funcionar.

La huella

Después de un tropiezo,
pisas más  fuerte,
porque no es la superficie,
la que te hizo tambalearte.
Es tu mente que no calculo con precisión.


lunes, 15 de noviembre de 2010

¿Qué es la tristeza?


La tristeza no es un estado de ánimo,
la tristeza es lo que sientes en el momento exacto,
en el que te das cuenta de lo que conocías hasta ese mismo instante,
forma parte de una gran comedia de teatro,
de la que eres participe, sin que nadie te haya invitado.
Cuando tu mente se da cuenta de que la función está llegando a su fin
envía un impulso a tu corazón,
aunque este no sabe muy bien cómo interpretarlo,
y se paraliza ,
de tal manera que inmoviliza totalmente tu cuerpo ,
ni siquiera permite el anhelo de una lagrima; por derramarse en tu mejilla.
 Eso es la tristeza, que después de conocer el argumento de la dramatización,
tienes que seguir como actor invitado y no revelarlo ni siquiera al crítico más exigente.

En la oscuridad de tus propios pensamientos



Pasamos nuestra vida, llenando de conocimientos la mochila,
con el fin ,de poder utilizarlos en el momento necesario.
Pero también guardamos conocimientos, que no nos hacen crecer como personas, 
sino que nos empequeñecen cada vez que los recuperamos del fondo de todo nuestro bagaje;
y es que realmente hay conocimientos que no son reutilizables.
Por ello no pongas demasiado empeño en salir de la cueva,
si en verdad fuera no ves más que sombras y te encuentras sólo.
¿Será cierto qué  la ignorancia si da la felicidad?




martes, 2 de noviembre de 2010

En memoria de todo aquello olvidado, porque quizá simplemente sea un juego, el recordar vanamente momentos del pasado .
O ese genio maligno, quiera seleccionar lo que realmente te hará mirar hacia adelante en un futuro y dejar en el olvido ,
los momentos más dulces que te harían retroceder en el camino.
Cuando intento recobrarla, recuerdo que la deje abandonada en el olvido y que le hice prometer que nunca me revelaría su escondrijo

Después de tanto tiempo de espera y en su memoria yace olvidado,
retoma el vuelo y posa en su ventana ;para entregar el último mensaje de su pasado.
Casi ilegible ,
con letra borrosa y el papel raído,
le devuelve la llave de su olvido.
Para después desvanecerse en el amanecer.

¿Por qué no posaste tu vuelo cuando mi memoria aún era capaz de retomar su recuerdo?

lunes, 1 de noviembre de 2010

Después del tiempo de demora, he tenido mucho sobre lo que trabajar,
y he podido observar que cuando una libélula inicia el vuelo y se choca con otra,
nunca vuelve a retomar su vuelo;quizá por miedo a volver a caer.
La cuestión es que nunca será capaz de saber hasta dónde podría haber llegado.
Quizá si en ese momento hubiese incidido bruscamente en le vuelo de la otra libélula su vuelo habría sido paralelo .
Pero como un buen sabio dijo," nunca podremos saber lo que no pudo acontecer"